Antonio Gaudí es hoy uno de los arquitectos más famosos del mundo. Hay muchos pintores famosos, pero no tantos arquitectos. Gaudí es uno de ellos: gente de todo tipo le conoce y le aprecia. ¿Por qué, con el paso de los años, Gaudí ha llegado a ser considerado uno de los arquitectos más importantes? La respuesta la podemos encontrar en sus obras: La Pedrera, la Casa Batlló, el Park Güell, el Templo de la Sagrada Familia, entre otras.

 

Muchos de nosotros hemos visitado estos edificios o los hemos estudiado en la escuela, o bien hemos visto fotos o hemos oido hablar de ellos. Millones de turistas los visitan cada año admirados. Podemos decir que estos edificios son obras bien hechas. Y no sólo eso, sino que también son un ofrecimiento a la sociedad, una aportación a la arquitectura y a las ideas para el bien de todos. Si Gaudí se hubiera limitado a utilizar correctamente lo que había aprendido en la escuela de arquitectura sin aportar nada, hubiera hecho edificios útiles, pero problablemente no hubiera hecho un bien tan grande a la humanidad. Por todos esos motivos las obras que Gaudí hizo le han convertido en uno de los arquitectos más importantes que ha habido jamás.